tmithc

Detrás de una buena publicidad, pueden venderte de todo. Y Amazon se ha esforzado en vender El Hombre en el Castillo hasta cansarse. Una serie entregada con un lazo precioso, con una manufactura estupenda, gran calidad de imagen, escenarios, interpretaciones y fotografía. Creo son tres las temporadas que por ahora podemos ver con la suscripción Prime y además en 4k. Pero resulta que como otras tantas veces, la serie fracasa estrepitosamente por le hecho de sucederse capítulo tras capítulo sin apenas suceder nada. Pero cuando digo nada, es realmente nada. Puedes ver los capítulos pares omitiendo los impares, y apenas lo notarías. La primera temporada fue un calentamiento, y como solo son diez capítulos, pues aguanté. La segunda fue infumable. Insoportable. Una pena, el potencial de un mundo dominado por los nazis con una resistencia japonesa-americana resultaba inspirador tal y como algún libro y videojuego consiguieron, pero aquí, el fallo es garrafal.

Si estás tentado de probar con El Hombre en el Castillo -en su título original The Man in the High Castle-, prueba suerte, pero si no te convence en sus cinco primeros capítulos, déjalo ahí. No le sigas dando oportunidades porque la cosa no mejora, al contrario, va a peor hasta alcanzar el máximo aburrimiento. Y no hablo de que eche en falta acción -que apenas hay por cierto-, es que prácticamente no hay guión. No hay argumento. En serio, no sigas. Ahorras tiempo que yo perdí. Y por cierto, no esperes que el bellezón de Alexa Davalos enseñe algo. No lo hará.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *